martes, 19 de mayo de 2009

UNA APROXIMACIÓN HISTÓRICA A LA PERFORMANCE




Desde el punto de vista histórico y si nos empeñásemos en buscarle una fecha de nacimiento a la performance, tal vez sería de justicia firmar sus comienzos en una época cercana al movimiento Dadaista – allá por 1.916 –
Premisa que se solidifica definitivamente en el hecho de que surgiera como una nueva manifestación artística de caracter libre – e incluso libertario – , paralela a un entendimiento Conceptual de arte, junto al hecho de que Tristan Tzara – precursor del movimiento Dadaista- fuera uno de los líderes de los comienzos de la Performance.
Las primeras performances de la historia del arte, fueron llevadas a cabo por el grupo Dadaista en 1916, en el “Cabaret Voltaire” en Suiza y consistian en acciones repetitivas que convinaban las artes plásticas, la poesía y la música. Aciones éstas que surgen durante la Primera Guerra Mundial, como contraposición a las orgías sanguinarias de la misma, como una contramanifestación reactiva y que hoy en día conservan ese carácter reivindicativo y de lucha contra lo obtuso de los poderes establecidos. Se trataba de despertar en el ser humano una reacción ante le realidad percibida. Y cuya carácterística principa era la interacción con el espectador, de forma tal que el público forme parte indisoluble de la Obra Artística.

Otras teorías situan el nacimiento de La performance ,en el campo de las artes visuales, con el surgimiento del informalismo en la pintura, entre los años ’40 y ’50. momento en que comienza a tenerse en cuenta, además de la materia pictórica, el gesto del artista.

Más cercanas a nuestro tiempo y sin duda importantes ampliadoras del concepto actual de performance, encontramos el Fluxus, el Hapening y el Body Art.

Aun no siendo justo obviar todo lo anteriormente expuesto, no se comienza ha hablar de Arte Performance, de Hecho Performático, de Arte de Acción, hasta la década de los Sesenta, época en la que se empieza a acuñar el término para definir ciertas acciones gestuales, teatrales y corporales que tenian por objetivo interactuar con el espectador y despertar en él ciertas reacciones. Premisa – si así queremos verlo – de la famosa ruptura de la “Cuarta Pared”, tan extendida, promulgada y procurada en las puestas escénico-teatrales de nuestros tiempos.
Posteriormente fue promulgada, reivindicada y explotada, por los Neo Dadaistas y por el Arte Pop, hasta el punto de llevarla al epíteto de Arte de Vanguardia en aquella época.

Hoy en día, el concepto de Performance ha evolucionado hasta el punto de ser considerada, tanto por activos como por profanos, como una expresión artística y una creación artística indisoluble, con sentido propio y sin necesidades externas.
Se ha convertido en una indefinición de cosas con sentido propio y con definición única sobre el proceso de la realización y lo realizado.

La concepción actual del termino Performance está planificado por el artista en sus líneas básicas ,pero está , sin embargo, condicionado tanto por la propia situación espacio-temporal y del actor, como por la pretension de eliminar o reducir las fronteras entre el arte y la vida cotidiana.
Hoy en día, Poesía, Teatro, Danza, Artes Plásticas, no solo sirven como base técnica o expresiva de la performance, sino que ponen etiquetas, comunmente reconoscibles, a las Acciones, etiquetandolas y encasillandolas diferencidamente.
Hoy en día la Performance se ha convertido en una posibilidad para profanos, público y artistas, de experimentar una nueva forma de realidad. Con la performance, tal y como afirmaban Dubuffet con sus pinturas, Brossa con su poética, e incluso Beuys, todos tenemos la posibilidad de descubrir que somos artistas, porque todos podemos explorar las posibilidades expresivas de nuestro entorno, todos tenemos la posibilidad de influir y cambiar nuestro pequño gran entorno.

1 comentario:

  1. Magnífica información. Objetiva, centrada y fundamentada.

    Bravo!

    ResponderEliminar